Diario Digital
Envianos tus Noticias

Entrevista

“El país se pregunta qué pasa en el Poder Judicial de Jujuy”

El senador Snopek (h) dijo que el caso del abogado tucumano Marti Coll dio un vuelco a su favor cuando tomó trascendencia pública.

0

La celebración del Día de la Lealtad llevó a Guillermo Snopek (h), senador justicialista y abogado defensor del abogado Carlos Marti Coll, a la ciudad de Tucumán. En la concentración previa en el hotel Sheraton, Snopek (h) comentó a LA GACETA que la Justicia de su provincia había cesado de presionar al tucumano Marti Coll, ex pareja de Tulia Snopek, que es hermana del senador y futura esposa del gobernador Gerardo Morales (UCR-Cambiemos). “Este vuelco a su favor sucedió luego de que el caso trascendiera públicamente. El país comenzó a preguntarse qué pasa en la Justicia de Jujuy”, explicó Snopek (h).

-¿Qué pasó después de la exposición del caso?

-El juez Isidoro Cruz dejó sin efecto la orden de detención que había dictado contra Marti Coll (por la supuesta retención indebida de una camioneta que había denunciado Tulia Snopek). Sorprende el vuelco que dio el proceso, y cómo la Justicia dejó de actuar con el ímpetu y la urgencia que tenía al principio.

-¿Qué demuestra este comportamiento institucional?

-Es posible advertir el manejo de la Justicia para un fin particular y ya no tan sólo para el uso político. Del lado del gobernador Morales reducen los hechos a un conflicto familiar, pero aquí existe una política de dominación del Poder Judicial. Esa institución ha sido modificada en 2015 con la incorporación de cuatro diputados provinciales al Superior Tribunal que le quitó imparcialidad. Está demostrado cómo la Justicia de Jujuy está mezclada con el poder político.

-Cuando Marti Coll se presentó por fin ante el fiscal Aldo Lozano, la defensa pudo tomar contacto con la investigación de la presunta retención indebida. ¿Qué encontraron en el proceso?

-Vimos, como decía, la mezcla de los poderes Judicial y Ejecutivo. El secretario de Seguridad de Morales, personalmente y con su vehículo, invadió la jurisdicción de Tucumán para practicar tareas investigativas. Esto fue un exceso total porque, en todo caso, debió solicitar el apoyo de las fuerzas policiales locales. Un dependiente directo del gobernador Morales se extralimitó en la causa penal iniciada por su pareja.

-¿En qué situación está la causa penal contra Marti Coll?

-El juez Cruz debe expedirse sobre la competencia. La Cámara de Apelaciones en lo Penal de Instrucción de Tucumán le pidió las actuaciones, pero este trámite no ha tenido la celeridad de las presentaciones de la denunciante. La decisión de Cruz determinará el eventual planteo de un conflicto de competencia porque el caso debió haber sido abierto en la Justicia de Tucumán.

-En paralelo y por otro tema, usted denunció a la presidenta del Superior Tribunal de Jujuy…

-Así es. La jueza (Clara Aurora De Langhe de Falcone) integra el estrado desde 2010 y hoy afronta una causa penal que está paralizada, como sucede cada vez que un proceso involucra a un miembro de los Tribunales.

-Usted dice que no le creen las acusaciones sobre la manipulación de las instituciones que atribuye a una provincia de Cambiemos…

-Morales es un aliado político del presidente de la Nación (Mauricio Macri) y el simbolismo de Jujuy hace que no se quieran ver muchas cosas que pasan allí. Si bien Jujuy tenía problemas de institucionalidad y había organizaciones sociales con injerencia en la Justicia, ello se ha agravado a partir de 2015. No tenemos división de poderes en Jujuy. Durante el Gobierno de Eduardo Fellner había un equilibrio entre oficialismo y oposición en cuanto a la designación de los jueces: eso se rompió con la llegada de Morales. La Justicia perdió las vendas y mira a quién quiere. Por eso hay que mirarla a ella y preguntarle dónde estuvo todo este tiempo.

-Usted denunció que dirigentes de su bloque pasaron al oficialismo por causas penales…

-Entre 2015 y 2016 se fue Mariela Ortiz cuyo padre es ex intendente y está denunciado. Marcelo Llanos también se fue del bloque justicialista por una situación parecida. Estos pases “tranquilizaron” las causas. Hace unos meses, otro diputado opositor fue amenazado y, como no se calló, ahora tiene una denuncia penal.

-Usted estuvo entre los senadores que no dieron quórum para tratar el primer pedido de allanamiento de los domicilios de Cristina Kirchner. ¿Por qué no colaboró con el juez federal Claudio Bonadio en la causa de los cuadernos?

-Da la sensación de que esa Justicia juega un rol político. Nada quita que a ella la puedan investigar y que el proceso siga adelante. Pero las prisiones preventivas, como hemos visto en el caso de Marti Coll, deben ser restrictivas. La Justicia tiene que investigar de verdad y no ser usada para presionar ni para golpear al Senado.

Fuente: La Gaceta

También podría Interesarte

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.