Diario Digital
Envianos tus Noticias

Búsqueda del ARA San Juan

Apuran los trabajos para que el minisubmarino norteamericano baje al fondo del mar

La cápsula de rescate será llevada a alta mar alrededor de las 16. Tiene la capacidad de descender hasta 1.000 metros y lleva robots y cámaras.

A diez días del último contacto con el ARA San Juan, desde el puerto de Comodoro Rivadavia apuran las tareas para poner a punto el minisubmarino que se sumergirá para buscar al buque desaparecido.

Se trata de una cápsula de rescate que envió la Marina de Estados Unidos y que viajará a bordo del barco de bandera noruega Sophie Siem hasta la zona delimitada de búsqueda del San Juan. Esperan que la zarpe a las 16. ​

Durante los últimos días, personal especializado realizó un maratónico trabajo para acondicionar la popa del barco. Se le incorporó una plataforma y una rampa para poder transportar y hacer descender esta cápsula de rescate. En las próximas horas cargarán el submarino con una grúa pero están esperan que baje un poco el viento para transportarlo con seguridad.

«Es loable el trabajo que han hecho todos, en doble turno, no pararon en ningún momento. Se organizaron turnos de 6 o 12 horas para cubrir todo el día y noche», afirmó Esteban Marquinez, coordinador de operaciones del puerto de Comodoro. Y agregó: «Hay traductores a bordo para que los marines y los soldadores pudieran comunicarse».

“Se buscó a los mejores soldadores de la zona, gente con mucha experiencia. Para ellos esta es una tarea sencilla desde el punto de vista de soldadura. Tenemos muy buena mano de obra local y está asegurada la calidad, diría yo en un 99%”, dijo Diego Segovia, inspector en soldadura quien tiene a cargo a la cuadrilla que realiza los trabajos.

“El objetivo del equipo fue montar la estructura y los brazos hidráulicos que permitirán que zarpe la embarcación, llevando consigo un minisubmarino que se sumará a la búsqueda del ARA San Juan, desaparecido hace 10 días con 44 tripulantes a bordo. Su último contacto fue mientras navegaban en cercanías de Puerto Deseado”, afirmó Segovia.

El minisubmarino llegó hace cuatro días desde la base militar de San Diego, California, dentro del avión C17 de la Fuerza Aérea norteamericana. Se trata de un módulo de rescate de seis metros de largo y 17 toneladas que puede contener hasta 16 personas a la vez. A bordo irán dos médicos para asistir a los tripulantes del San Juan, mientras que el minisubmarino será tripulado desde el barco de manera remota. La cápsula de rescate puede sumergirse hasta 2.000 pies para la conexión y acoplamiento con un submarino en el piso del océano en un ángulo de hasta 45 grados tanto de inclinación.

Paralelamente, los marines estadounidenses pidieron 44 chalecos salvavidas para un eventual rescate, de esa forma no descartan encontrarlos con vida. También llevarán mudas de ropa y abrigo para todos los tripulantes.

Aún no se sabe a qué profundidad podría estar el ARA San Juan, por lo que de eso dependerá la posibilidad de rescate que tenga el minisubmarino ya que se estima que puede sumergirse hasta a 1.000 metros de profundidad. Sin embargo, sólo fue probado hasta los 600 metros y -en el peor de los panoramas- el ARA San Juan podría encontrarse a tres kilómetros bajo el mar.

Desde la Armada de Estados Unidos informaron que el minisubmarino estará en la zona de búsqueda desde hoy y no esperarán a que el San Juan sea encontrado para enviar la cápsula de rescate. La idea es que, cuando se detecte la posición del submarino desaparecido, la cápsula esté lo más cerca posible de esa posición para iniciar la inmediata tarea de rescate. Se suma a un primer mini submarino más pequeño -con capacidad para llevar seis personas- que está ya ubicado a 360 kilómetros de la Península de Valdés.

El mini submarino además llevará robots y cámaras que serán operadas de manera remota desde tierra y que también permitirán dar más datos sobre la situación del ARA San Juan una vez que sea encontrado. Esta información será clave al momento de poner en acción los mecanismos de rescate.

«Hay una esperanza muy grande, todavía no se encontró el submarino y para mí todavía hay posibilidades de que los encontremos vivos», aseguró Marquinez.

 

Fuente: Clarin

También podría Interesarte

Los comentarios están cerrados.